Francesca Woodman se suicidó en 1981. Ayer se cumplieron 33 años de su muerte y lo más lamentable de su pérdida es que después de tantos rechazos a su obra artística -con más de 10 mil negativos-, no imaginaría que hoy en día su visión influiría a muchos de nosotros.

Sin embargo, no sucumbamos ante el mito del sacrificio del artista joven: su temática fotográfica siempre dijo algo más allá de la Francesca que se suicidó en el puente de Lower East Side en Manhattan.

image

La obra de Woodman nunca te deja indiferente. En comparación con sus contemporáneas Cindy Sherman, Ana Mendieta o Nan Goldin, la mirada de Francesca se dirige hacia lo misterioso y lo onírico, sin provocaciones o manipulaciones de color. Además, rodea el encuadre con lo que tiene en el espacio a fotografiar y, por supuesto, utiliza el cuerpo desnudo, ese objeto de su deseo fotográfico.

Hoy en Culturetas, recordamos Francesca con una serie de fotografías  y el video de charla A través del lente de Francesca Woodman a propósito de la gran exhibición que realizó el Guggenheim Museum en 2012.

image

image

image

image

No seas egoísta, comparte:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •